sexta-feira, 1 de maio de 2009

Brasil deroga la ley de prensa de la dictadura militar

Los abusos y delitos de los periodistas estarán sujetos a la legislación común que es mucho menos severa que el código abolido

JUAN ARIAS - Río de Janeiro - 01/05/2009

Los periodistas brasileños están de enhorabuena. El Supremo Tribunal Federal con siete votos a favor, uno en contra y tres con reservas, abolió definitivamente la tarde del jueves la ley de prensa que la Dictadura Militar había aprobado en 1967, considerada en contraste con la Constitución democrática del país. La ley abolida suponía un martirio para los periodistas y una herida a la libertad de prensa, a pesar de que los medios de comunicación de este país han sido siempre un ejemplo en América Latina de lucha a favor de mayores espacios de libertad de opinión.


Los jueces del Supremo han determinado que a partir de ahora los posibles abusos cometidos por los periodistas o los medios de comunicación estarán sujetos a la legislación común. Han considerado que la regulación hacia la actividad periodística y las penas por los posibles abusos previstas en la ley suponían una tentativa de restringir la libertad de oponión.

Los casos de delitos contra la honra, como calumnia, injuria o difamación serán juzgados por el Código Penal que es mucho menos severo que las leyes de la abolida ley de prensa. La petición de indemnización por presuntos daños morales serán dilucidados por el Código Civil. Tres de los magistrados del Supremo defendían que se mantuvieran las normas actuales sobre el derecho de respuesta de los ciudadanos. "Vamos a crear un vacío legal", alegó Gilmar Mendes, presidente de la Suprema Corte. A pesar de ello la mayoría defendió acabar totalmente con la ley actual y dejar que los casos de derecho de respuesta sean dejados al parecer de los jueces.

Más de 40 años

En una brillante intervención, el magistrado Menezes Direito resaltó que los aspectos punitivos de la ley que los periodistas brasileños han tenido que soportar durante más de 40 años "constreñían la libertad de manifestarse libremente". Y explicó: "Ninguna ley de prensa estará libre de entrar en conflicto con la Constitución que defiende la total libertad de expresión, si nace bajo los presupuestos de la voluntad punitiva del legislador para impedir el pleno ejercicio de la libertad de prensa y de toda actividad periodística en general".

La abolición de la ley de prensa de la Dictadura Militar se ha debido a la presión realizada todos estos últimos años por los periodistas, diputados y senadores que pedían para Brasil una situación semejante a la de los otros países democráticos en el uso del derecho de información.

2 comentários:

  1. Ou seja, a próxima eleição presidencial vai ter AQUELA cobertura de alto nível...

    Bem-vindo à blogosfera!

    ResponderExcluir